libro electrónico vs papel

Por decir algo

Libro electrónico vs Papel

13 Jul , 2015  

Si eres un lector habitual, seguramente has contemplado la posibilidad de comprarte un e-Book. Empezaré diciendo que se suele usar como sinónimo e-Book y e-Reader, cuando no lo son. El nombre correcto del dispositivo es e-Reader, mientras que el e-Book se refiere, no al formato, sino al concepto de libro en formato electrónico. Un Kindle Fire sería un e-Reader, mientras que Los Pilares de la Tierra sería un e-book, ya esté en formato ePub, Mobi o PDF. Resumiendo, un e-Reader es un lector de e-Books. Pero no escribo esto para ponernos tiquismiquis con las terminologías, así que me referiré al aparato como siempre lo he conocido: e-book ó libro electrónico

Dicho esto, no pretendo convencer a nadie de que se decante por ninguno, sino enumerar las virtudes y defectos de ambos desde el punto de vista del lector, para que cada cual elija el que más le convenga. No existe una opción mejor que otra, sino la que mejor se adapte a tus necesidades.

VENTAJAS DEL E-BOOK:

Ahorra espacio en casa

Un Mb equivale aproximadamente a 500 paginas, dependiendo del tamaño de la letra y de si contiene alguna imagen. Así que haciendo un cálculo redondeado de 1 libro=1Mb, con una pequeña tarjeta de 2 GB podrías llevar más de 2000 libros en el bolsillo. Toda una biblioteca difícil de guardar en casa si se tratase del formato físico.

Portabilidad

No solo ahorran espacio en casa, sino que además el aparato es totalmente portable. Ocupa menos espacio que un libro y se puede llevar en cualquier bolso ó incluso en un bolsillo.

Más barato a largo plazo

El coste inicial supera el de cualquier libro, puesto que el dispositivo es caro, pero si eres un lector habitual acabarás notando el ahorro. Los libros en formato electrónico son más baratos debido a que no tienen costes de impresión ni distribución. Con unos cuantos libros acabarás amortizando el e-book.

Los libros son más fáciles de localizar y adquirir

Los libros en formato electrónico siempre están disponibles (siempre y cuando estén editados en formato electrónico), no se agotan como el formato físico. Si quieres un libro solo tienes que entrar en la web que desees y adquirirlo, sin la espera de tener que encargarlo porque no lo encuentras en las librerías.

Accesible a personas con deficiencia visual

Los e-book permiten adaptar el tamaño de la letra a las necesidades del lector, incluso algunos tienen la opción de reproducir audiolibros.

Posibilidad de conectar con redes sociales

Disponen de receptor WI-FI, lo que te permite compartir fácilmente pasajes o comentar tus impresiones sobre el libro con otros lectores.

 

DESVENTAJAS DEL E-BOOK 

Dependes de la batería

Aunque hay que reconocer que las baterías de los e-book duran muchísimo, los libros en papel te permiten leer con la tranquilidad de que no te vas a quedar sin batería en el momento más inoportuno. Por otra parte, las baterías suelen ser lo primero que empieza a fallar en los aparatos electrónicos portátiles. Llegará el momento en que tengas que reemplazarla o comprar un nuevo e-book, lo que más te venga a cuenta.

Las averías

Al igual que la batería, el e-book, como aparato electrónico que es, está expuesto a averiarse y tiene una vida limitada. Debes tener en cuenta que algún día tendrás que renovarlo.

Se pierde el tacto del libro

Esto es una desventaja subjetiva, pero al fin y al cabo, los libros también provocan sensaciones subjetivas, diferentes en cada lector. El tacto de las hojas, el tipo de papel, el diseño de la portada, el acabado, la textura, el tipo de encuadernación y las ilustraciones, si las tiene. Todo contribuye a percibir el libro de una manera distinta. Es cierto que no hay que juzgar un libro por su portada, pero un buen libro con una buena portada es mejor que sin ella. Si el tacto y el diseño de lo que tienes entre manos te gusta, disfrutarás más de su contenido. Hay libros que dan ganas de tenerlos simplemente por su diseño. Esa querencia al libro físico, un pequeño culto al objeto, que te trae sensaciones que una pantalla no puede. Los libros están hechos para comunicar, y su tacto y su diseño también comunican, así que privarlos de ellos -como ocurre en el formato electrónico-, es en cierto modo quitarle una parte al libro, no vital, pero una parte al fin y al cabo.

Se pierde el ritual de la compra

Esta desventaja también es emocional, pero como los libros despiertan emociones, me parece justo tenerla en cuenta antes de decidirte por una de las dos opciones. Ir a una librería con la mentalidad de “A ver que me encuentro” y rebuscar entre las estanterías, ojear por encima los libros que te interesan, buscar ediciones chulas; tiene un encanto que se pierde al teclear en una web el libro que quieres y que te salga directamente, para acabar comprando algo que no es palpable.

La barrera tecnológica

Para los nativos digitales no supone un problema, pero para los más rezagados en el mundo digital, puede suponer un esfuerzo el tener que ponerse al día con las descargas, tipos de formatos que soporta tu dispositivo y los conversores de los mismos. En realidad es bastante sencillo y una vez se aprenda se hace de manera mecánica, es más la pereza que otra cosa, pero ahí está.

Algunos libros no están digitalizados

No es habitual, puesto que la tendencia de las nuevas publicaciones es la digitalización. Pero si buscas libros de autores poco conocidos o libros antiguos poco populares, es posible que haya alguno que no encuentres.

No es rentable si lees poco

Si lees uno o dos libros al año, seguramente te compense más seguir con el papel. Porque, como ocurre con los smartphones, ya no es solo el coste del aparato en sí, sino de los accesorios: la funda, la lampara para leer a oscuras, etc. A eso hay que añadirle que la vida de los aparatos electrónicos es limitada y resulta un incógnita saber cuál es, porque cada aparato es distinto. Así que, desde el punto de vista económico, solo es recomendable comprar un e-book si le vas a dar uso habitualmente.

 

Probablemente habrás echado en falta las diferencias entre leer en papel y leer en pantalla. Las pantalla de los e-book son de tinta electrónica, no emiten luz y por lo tanto, no provocan el cansancio visual que provocaría la pantalla de una tablet o monitor; además son perfectamente legibles a la luz del sol. Así que, en términos de cansancio visual y visibilidad, la lectura es muy similar a la de un libro en papel. Aunque también hay algunos libros electrónicos con pantalla de TFT, que hacen las veces de tablet, hay para todos los gustos.

Dicho esto, tú decides como leer.


Foto Cabecera: ceslava.com / Foter / CC BY-SA

, , , ,

By  
Graduado en Comunicación. Actualmente cursando Máster en Marketing Digital. Hago dibujos y escribo cosas. Antes de que me decidiese a crear esta página, todo esto que ves era campo.



Coméntanos

Suscríbete al blog por correo electrónico

Introduce tu correo electrónico para suscribirte a este blog y recibir notificaciones de nuevas entradas.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies